Síndrome de Guillain-Barré: Síntomas y tratamiento

El Síndrome de Guillain-Barré es una enfermedad que puede padecer cualquier persona, sin importar el sexo ni la edad. Por ello, en este artículo hablaremos de sus causas, desarrollo y tratamientos. Con la intensión de aclarar posibles dudas que pueda plantearse la persona afectada relacionada con dicha patología.

¿Qué es el Síndrome de Guillain-Barré?


Es una enfermedad que básicamente trata sobre un trastorno del sistema inmunológico. Para ser más específicos, se supone que la función  de este sistema es combatir contra cualquier tipo de agente infeccioso. Sin embargo, cuando en vez de proteger al cuerpo, ataca al sistema nervioso periférico, se le puede denominar síndrome de Guillain-barré.

Este trastorno puede ocasionar al principio una sensación de cosquilleo en las piernas, para luego posiblemente extenderse a los brazos y torso. Según como se desarrolle puede ocasionar daño en los músculos, provocando inmovilidad en algunas partes o todo el cuerpo. En casos muy extremos llega afectar al sistema respiratorio, además del bombeo de la sangre.

Causas


Los científicos no han determinado las causas exactas por la cual sucede dicha enfermedad. A pesar de ello, se sabe que los músculos dejan de funcionar porque las células que se encargan de proteger el cuerpo comienzan a atacar una gran cantidad de los axones del sistema periférico. Para explicar de una forma más sencilla, atacan a la parte de los nervios que se encargan de transmitir las sensaciones.

Síntomas


Los síntomas más comunes presenta el síndrome de Guillain barré, son los siguientes:

  • Hormigueo
  • Calambres
  • Perdida de la sensibilidad
  • Difícil coordinación de los movimientos.
  • Dolor muscular

Tratamiento


A pesar de que no existe una cura para dicha enfermedad, existen tratamientos que ayudan a disminuir los síntomas. Además de reducir el riesgo de complicaciones, prologando más la vida útil y de calidad del paciente.

Los medicamentos que se administran usualmente tienen como propósito el bloquear o en algunos casos hasta eliminar los anticuerpos. Estos tratamiento tienen por nombre plasmaféresis. Otro tratamiento que podemos nombrar es la inmunoglobulina.  Además de ello, se puede llegar a recetar anticoagulantes y analgésicos para el alivio del dolor.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*